Buenas relaciones públicas vs. Malas relaciones públicas: Ejemplos de buenas relaciones públicas y diferencias

67 vistas
40 minutos de lectura
good pr vs bad pr

Las buenas relaciones públicas consisten en establecer relaciones, comunicar un mensaje claro y crear conexiones significativas con las principales partes interesadas. Implica gestionar la buena voluntad de una organización mediante actividades que generen confianza y fomenten percepciones públicas positivas. Por ejemplo, ayudar a lanzar nuevos productos o servicios, cultivar las relaciones con los medios de comunicación para garantizar que el mensaje de la organización se comunica con precisión, responder rápida y positivamente a las crisis o a la publicidad negativa, y retribuir a la comunidad a través del voluntariado o la filantropía. 

Las malas relaciones públicas suelen referirse a actividades que pueden dañar la reputación o la imagen de marca de una organización. Por ejemplo, proporcionar información engañosa a los consumidores, hacer declaraciones sin la debida investigación o comprobación de exactitud, emprender iniciativas controvertidas sin tener en cuenta las posibles consecuencias, no responder a tiempo durante una crisis o no asumir la responsabilidad de los errores.

En última instancia, las buenas relaciones públicas consisten en crear relaciones positivas y mantener la integridad de una marca, mientras que las malas relaciones públicas pueden destruir la credibilidad, deteriorar la imagen de la organización y afectar negativamente a la opinión pública. Aunque es importante ser proactivo y adoptar estrategias que mejoren la reputación de una organización, es igualmente importante dar un paso atrás y considerar los riesgos asociados a las posibles actividades de relaciones públicas. A la larga, más vale prevenir que curar.

¿No tener relaciones públicas es malo?

LAS MALAS RELACIONES PÚBLICAS SE PRODUCEN CUANDO HACES ALGO QUE HACE QUE LA GENTE PIENSE MAL DE TU EMPRESA, COMO CUANDO UN FAMOSO AL QUE HAS APOYADO HACE ALGO TERRIBLE Y TODA LA COBERTURA MEDIÁTICA SE CENTRA EN TU APOYO Y NO EN EL ASPECTO NOTICIABLE.CHRIS WAINWRIGHT
DIRECTOR DE MARKETING, MI AMEEGO

Las malas relaciones públicas son ilógicas, ya que no hay un plan, una estrategia o incluso un propósito detrás de ellas. No ofrece a nadie una imagen coherente de una empresa ni de sus productos y servicios. Sin embargo, nos encontramos con un punto sobre lo que constituyen las malas relaciones públicas que rara vez se discute hoy en día. Suele ser popular entre las empresas de nueva creación o de bajo presupuesto, que suponen que unas malas relaciones públicas son mejor que nada.

Por desgracia, no es cierto.

Un comunicado de prensa mal redactado puede dañar la reputación de una empresa. Algunas personas pueden considerar a la empresa incompetente o incluso perdedora tras un comunicado de prensa fallido. Sería menos terrible no tener ninguna imagen que tener una negativa.

Mientras tanto, unas buenas relaciones públicas pueden no tener precio. Proporciona a su empresa una imagen positiva, capaz de atraer a nuevos clientes. Y todo el mundo conoce los valores de su empresa, así como lo que puede esperar de su producto.

Una imagen positiva también tiene peso en el sector empresarial. Demuestra que su empresa es fiable, y los inversores no pierden su tiempo ni su dinero en ella.

Construir una Reputación Online Positiva y Eliminar la Negativa de las SERP

La importancia de elegir una buena empresa o servicio de relaciones públicas

PIENSE EN UNA EMPRESA QUE RESPETE PORQUE HA OÍDO HISTORIAS SOBRE CÓMO SE PREOCUPAN POR SUS PRODUCTOS, SUS EMPLEADOS Y SUS CLIENTES. PUEDE QUE EXISTA UN CONDUCTO NATURAL QUE NOS HAGA LLEGAR ESTAS HISTORIAS SOBRE PREOCUPACIONES COMERCIALES DE FORMA REGULAR, PERO A MENUDO PENSAMOS QUE SURGEN DE LA NADA. NO ES ASÍ. ES EL RESULTADO DE UNAS BUENAS RELACIONES PÚBLICAS CUANDO UNO TIENE MOTIVOS PARA CREER QUE DEBERÍA HACER NEGOCIOS CON UNA EMPRESA PERO AÚN NO LO HA HECHO. CUANDO HA COMPRADO ALGO A UNA EMPRESA Y SE SIENTE ASÍ, LA EMPRESA LE OFRECE UN BUEN SERVICIO DE ATENCIÓN AL CLIENTE. LA PUBLICIDAD SOLÍA SER UNA FORMA EFICAZ DE HACER QUE LA GENTE SE SINTIERA ASÍ, PERO YA NO. EN INTERNET SE PUEDE ENCONTRAR CASI CUALQUIER EMPRESA, BUENA O MALA. HOY EN DÍA, TIENES QUE HACER QUE LA GENTE SE SIENTA BIEN CONTIGO Y ANIMARLES A QUE SE LO CUENTEN A LOS DEMÁS. TODO FORMA PARTE DE LAS RELACIONES PÚBLICAS.MAX SHAK DE SURVIVALGEARSHACK.COM

El éxito de una acción de relaciones públicas depende directamente de la empresa de relaciones públicas. Una buena empresa de relaciones públicas debe pensar en los próximos eventos y cosas por el estilo con antelación. Debe considerar constantemente nuevas ideas y oportunidades. Estas oportunidades pueden presentarse en forma de discursos, entrevistas o incluso eventos reales. 

Entonces, ¿qué son exactamente unas buenas relaciones públicas? Los proyectos de relaciones públicas de éxito son capaces de proyectar una imagen positiva de toda empresa, aunque su producto parezca inútil a un cliente corriente. Establece a la empresa como una fuerza determinada en el sector. También puede hacer que los clientes elijan su empresa por encima de un gran número de otras. Además, es tan buena como una recomendación oral. Un ejemplo de buenas relaciones públicas es la labor del multimillonario británico Richard Branson, que ha batido varios récords mundiales en nombre de su marca Virgin. Cruzó el Atlántico en un globo aerostático de 74.000 cc a una velocidad de 392 km/h y, en vehículo anfibio, atravesó el Canal de la Mancha en sólo 1 hora y 40 minutos.

No es necesario gastar millones en grandes empresas de relaciones públicas. Con un pequeño presupuesto, puedes encargar publicaciones en Media en tres clics y evitar pagar de más a agencias y empresas. Con PRNews.io, puedes mejorar tu reputación online y eliminar el contenido negativo de los resultados de búsqueda. 

Está claro que existen otras ventajas de unas buenas relaciones públicas, pero, ante todo, debe estar seguro de que su empresa de relaciones públicas es una de las mejores del mercado. Y de todos es sabido que una crisis de relaciones públicas puede arruinar por completo su negocio. 

Una crisis de relaciones públicas no es un veredicto

UNAS BUENAS RELACIONES PÚBLICAS SON LAS QUE CONSIGUEN QUE EL NOMBRE DE SU EMPRESA LLEGUE A UN GRAN NÚMERO DE PERSONAS SIN PARECER DEMASIADO VENDEDOR O AGRESIVO.CHRIS WAINWRIGHT
DIRECTOR DE MARKETING, MY AMEEGO

Pero incluso si se produce una crisis de relaciones públicas, puede evitar un desastre empresarial. 

En primer lugar, tiene que comprender la naturaleza de este reto y limitar los daños a su negocio. Un análisis detallado de su negocio lo reforzará. 

Toda pequeña empresa debería recordar la importancia de las relaciones públicas. Su concepto es extremadamente vital cuando se trata del éxito de su negocio, porque tiene que tratar con diferentes personas que pueden recomendar su empresa a sus amigos y vecinos o, viceversa, difundir rumores terribles sobre su negocio. 

La mayoría de las empresas se enfrentarán algún día a una crisis de relaciones públicas. Puede ser en forma de críticas negativas o incluso de grandes escándalos. Un acontecimiento negativo puede dañar gravemente la reputación de una empresa. Es imposible tener una empresa perfecta porque todos somos humanos, no robots. 

Cuando se trata de una crisis de relaciones públicas, debe darse cuenta de que no puede controlar de algún modo su resultado. Pero también puede intentar utilizarla como una ventaja porque, debido a esta crisis, es probable que la imagen de su empresa esté en la mente de sus clientes. 

Observamos malos ejemplos de relaciones públicas incluso entre grandes empresas estadounidenses como Facebook o Uber se enfrentan a esta forma de crisis de vez en cuando. Por ejemplo, Facebook fue acusada de descuidar la privacidad de los datos, pero más tarde la empresa consiguió demostrar que las acusaciones eran falsas. De todos modos, este incidente puede ser una buena lección para las pequeñas empresas. 

Piense en su futuro

Aunque la crisis de relaciones públicas pueda parecer intangible, puede afectar a su negocio a largo plazo porque todo el mundo quiere trabajar con empresas dignas de confianza. Cualquier accidente leve puede poner en peligro la confianza de su empresa. Y, por tanto, la crisis de relaciones públicas puede convertirse en un problema importante.

Toda empresa debe tener un plan para gestionar las crisis de relaciones públicas. Por ello, debe preparar un equipo de respuesta mucho antes de que empiece la crisis. Deberá reaccionar con rapidez cuando se produzca una emergencia. Y será la clave del éxito. 

La mayoría de las empresas comprenden la importancia de unas buenas relaciones públicas e invierten mucho en asegurarse de que su imagen pública sea positiva. Sin embargo, no todas las empresas son conscientes de los peligros potenciales de unas malas relaciones públicas.

Las malas relaciones públicas pueden adoptar muchas formas, desde que un cliente o empleado descontento haga públicas sus quejas hasta que aparezca una crítica o un artículo negativo en la prensa. En algunos casos, las malas relaciones públicas pueden ser el resultado de algo tan inocuo como un comunicado de prensa mal redactado. Sea cual sea la causa, las malas relaciones públicas pueden tener graves consecuencias para una empresa. Pueden dañar la reputación de una empresa, alejar a clientes y posibles clientes e incluso provocar pérdidas económicas.

Por eso es tan importante que las empresas sean conscientes de los riesgos potenciales de las malas relaciones públicas y tomen medidas para mitigarlos. He aquí algunos consejos:

  • Controle su reputación en Internet: En el mundo conectado de hoy en día, es importante vigilar lo que se dice de tu empresa en Internet. Configure alertas de Google para el nombre de su empresa y el de sus principales directivos, y consulte con regularidad los sitios de opiniones en línea y las redes sociales para ver qué dice la gente.
  • Responda rápidamente a la publicidad negativa: Si es objeto de publicidad negativa, es importante responder con rapidez y eficacia. Aborde el problema de frente y tome medidas para arreglar las cosas.
  • Sea proactivo en sus relaciones públicas: No espere a que ocurra algo malo para empezar a pensar en su estrategia de relaciones públicas. Sea proactivo e invierta en una buena empresa o consultor de relaciones públicas que pueda ayudarle a evitar posibles problemas y a forjar una reputación positiva para su empresa.

Unas buenas relaciones públicas pueden ayudar a una empresa a prosperar, mientras que unas malas relaciones públicas pueden ser devastadoras. Si conoce los riesgos y toma medidas para mitigarlos, podrá proteger su empresa de las consecuencias negativas de la mala publicidad.

¿Cómo prepararse para la crisis? 

También sería inteligente formar un equipo con especialistas internos y expertos externos. Un equipo tan versátil puede ver un problema desde distintos ángulos. 

En lugar de culpar a otros, este equipo debe reunir todos los datos sobre los orígenes de la crisis y tener un plan claro sobre cómo proceder. Debe admitir sus errores y no volver a repetirlos. En cuanto elimines tu problema, la gente dejará de destrozarte en las redes sociales y las cocinas. 

Pero no hay duda de que, en algunos casos, es mucho mejor evitar cualquier declaración, y la paciencia es mucho más importante porque un comunicado de prensa no puede frenar la reacción de la noticia. 

No olvides identificar a todas las personas que necesitan conocer todos los datos de la historia. Pueden ser tus socios comerciales, empleados o, tal vez, las partes interesadas. 

Si quiere evaluar la imagen de su empresa, debe hacer un seguimiento de la situación. Le preparará incluso para los acontecimientos más inesperados. Preste atención a lo que se escribe sobre su empresa en Internet. Un solo artículo negativo puede dañar considerablemente su negocio. 

No se relaje cuando haya pasado la crisis. Recuerde que puede repetirse, así que realice una revisión posterior a la crisis. Piense en las ventajas de sus empleados y en lo que debería haber hecho de otra manera. 

Cuando surja la crisis, evita atacar. Tus emociones sólo pueden empeorar la situación. Y cuando tengas que responder a la situación lo antes posible, no te precipites, pero tampoco seas demasiado lento. El tiempo puede ser tu enemigo en esta guerra. 

Buenas y malas relaciones públicas

Las buenas relaciones públicas son las relaciones públicas bien hechas. Significa contar su historia de una forma clara y convincente que genere confianza e interés. También significa elegir el medio adecuado para cada fase de la campaña, desde la redacción de comunicados de prensa hasta la creación de vídeos y páginas de aterrizaje.

No se trata simplemente de lanzar un montón de información en las redes sociales y esperar que la gente se dé cuenta. Se trata de elaborar mensajes que sean relevantes y auténticos, y de adaptarlos al tipo de público que quieres atraer. Y se trata de escuchar atentamente lo que te dice tu público para poder ajustar tu estrategia en consecuencia.

Las malas relaciones públicas son cualquier otra cosa: información falsa o engañosa difundida a través de las redes sociales, campañas de correo electrónico u otros canales. O pueden ser acciones realizadas sin permiso (como publicar tu propio contenido sin permiso). O pueden ser cosas como borrar mensajes después de que se hayan publicado o utilizar bots de redes sociales para amplificar el alcance de un mensaje sin que el autor lo comparta realmente.

Ejemplos de buenas relaciones públicas de expertos del sector

Agata Gruszka, Directora Internacional de SEO en la plataforma de marketing de contenidos WhitePress

Las buenas relaciones públicas van más allá de las propias relaciones públicas y apoyan otros canales de marketing. Comunicados de prensa puede influir en los resultados de su SEO: es una forma estupenda de conseguir backlinks naturales y sólidos hacia su sitio web. Siempre que publiques comunicados de prensa, recuerda añadir un enlace a tu sitio web. La cooperación entre los equipos de relaciones públicas y de marketing de influencers puede dar grandes resultados para la visibilidad de la empresa y el conocimiento de la marca. Por lo tanto, un buen RRPP es el que participa en diferentes canales.

Solicite ahora el servicio de redacción de comunicados de prensa

Mia Comic, comercializadora de contenidos de Instrumento

Un buen relaciones públicas se centra en un mercado específico y genera confianza entre su público proporcionando contenidos valiosos.

Por ejemplo, nuestro blog trata temas como las mejores prácticas para la redacción de subvenciones, consejos de contabilidad para organizaciones sin ánimo de lucro y cómo utilizar las nuevas funciones del software. Sabemos que nuestros lectores buscan consejos útiles, por lo que nos centramos en crear artículos que aborden las cuestiones más acuciantes en el ámbito de la captación de fondos.

Por otro lado, las malas relaciones públicas no suelen estar bien enfocadas y crean mensajes que carecen de credibilidad o claridad.

Por ejemplo, una estrategia ineficaz sería hacer afirmaciones generales sobre su producto sin ninguna prueba de éxito ni destacar historias de clientes clave. Además, el uso de palabras de moda como «innovador» o «revolucionario» puede parecer excesivamente promocional.

Sam Wilson, cofundador de Virtalent

Un ejemplo de buena historia de relaciones públicas fue la reciente campaña del 90 aniversario de Lego, en la que se hacía hincapié en la importancia del juego para niños y adultos. Lego siempre ha promovido historias de relaciones públicas positivas, y ésta no es una excepción. Es divertida, ligera, pero también promueve una idea muy positiva en el mundo.

La campaña presenta un vídeo titulado «Todos somos constructores» que habla de cómo los niños que construyen pueden llegar a hacer cosas más grandes, al tiempo que fomenta la diversión y la felicidad. Me encanta la creatividad de este anuncio y lo que siento al verlo, pero también el hecho de que haya un significado más profundo y fuerte detrás.

April Maccario, Fundadora @ Pregunta a April

April Maccario, Founder @ Ask April

Las relaciones públicas son una herramienta importante para conectar una marca con el público en general. Hoy en día existen muchos tipos de relaciones públicas, cada uno con sus ventajas e inconvenientes. Una buena campaña de relaciones públicas debe ser a la vez imaginativa e informativa. Debe ser capaz de captar el interés del público y mantenerlo. Por otro lado, las malas relaciones públicas son aquellas que difunden información desfavorable al público y pueden provocar respuestas adversas. 

La promoción de los derechos LGBTQ por parte de Facebook, que genera mucho revuelo en la comunidad, es un ejemplo de buenas relaciones públicas. Además de promocionar el negocio, suelen concienciar sobre diversas preocupaciones sociales. En cuanto a las malas relaciones públicas, hay un grupo médico de belleza que utiliza modelos con granos y pelos para promover la mejora de la apariencia y el amor propio. No hace más que transmitir al público que existe un criterio de belleza. Mucha gente reacciona negativamente ante ello, sobre todo las mujeres. Por eso, al crear relaciones públicas, hay que tener siempre en cuenta a la gente y la situación actual.

Dragos Badea, Director General de Yarooms

Cuando se trata de relaciones públicas a largo plazo y bien elaboradas, hay pocos ejemplos mejores que Patagonia. No es exactamente un secreto que su organización se ha fijado objetivos muy ecológicos, pero en el último año han redoblado sus esfuerzos de relaciones públicas para llegar a los adultos más jóvenes, cuyos valores de sostenibilidad coinciden estrechamente con su propia declaración de principios. Este grupo es muy difícil de comercializar, ya que tienden a ser muy exigentes y pueden oler las relaciones públicas a la legua, pero Patagonia ha hecho un gran trabajo con su campaña centrada en la transparencia.

Han hecho de la transparencia la prioridad clave de sus recientes esfuerzos de relaciones públicas, comunicando a los clientes incluso los detalles más nimios sobre sus procesos de producción y envío. Normalmente, este nivel de detalle no es necesario, pero para los consumidores de Patagonia preocupados por el medio ambiente, es una medida brillante. Han enumerado sus molinos y fábricas, han dado a conocer su código de conducta para proveedores y han sido muy abiertos a la hora de hablar de su abastecimiento estratégico y de cualquier carencia que aún tengan para ser plenamente sostenibles, ecológicos y respetuosos con el medio ambiente local. Además de todo esto, siempre han sabido encontrar otras formas de conectar con sus clientes, publicando guías de reparación para sus distintas líneas de productos y mostrando la mejor manera de hacer que sus artículos duren el mayor tiempo posible y cómo darles un nuevo uso en caso de que finalmente se desgasten. Echa un vistazo a su Worn Wear College Tour, una clase magistral de relaciones públicas centradas en el cliente: fueron a los campus universitarios y pidieron a los estudiantes que les trajeran ropa para arreglarla. No ganaron nada para su cuenta de resultados, pero no se me ocurren muchas opciones mejores para unas relaciones públicas estupendas.

Kate Kandefer, cofundadora y Directora General de SEOWind

Kate Kandefer, co-founder and CEO at SEOWind

En 2022, el mejor trabajo de relaciones públicas que he visto lo realizó Airbnb con el apoyo de movimientos de base para ayudar a las víctimas de la guerra en Ucrania. Airbnb se apresuró a asociarse con ONG internacionales y regionales y con organizaciones gubernamentales para conseguir viviendas para hasta 100.000 personas que huían de la guerra.

Más allá de eso, los usuarios de la plataforma también entraron en acción ofreciendo casi 28.000 viviendas como posibles puntos de refugio de forma gratuita, y los fundadores de la empresa ofrecieron igualar cualquier donación hasta diez millones de dólares. La publicidad que generaron sus acciones, así como una campaña de base para alquilar propiedades en Ucrania durante la guerra para mantener a los propietarios solventes, ha dado lugar a la mayor y más positiva noticia que la plataforma ha visto en los últimos años por un margen bastante amplio. Una situación en la que todos salen ganando, ya que ayudaron a un gran número de personas y repararon su reputación, en rápido declive. 

Chris Wainwright, Director de Marketing de la plataforma canadiense de recursos humanos, Humi

Las buenas relaciones públicas son las que se extienden como un reguero de pólvora, y las malas son las que no se pueden eliminar.
Las «buenas relaciones públicas» se producen cuando ocurre algo positivo para su empresa que usted no había planeado. Por ejemplo, digamos que su producto es tan revolucionario que una persona famosa lo utiliza y hace un anuncio público sobre lo mucho que le gusta. En este caso, aunque usted no se propuso hacer este anuncio, ahora todo el mundo conoce su producto y, si quieren probarlo por sí mismos, ¡pueden hacerlo! Además, si esa celebridad es alguien en quien la gente confía, aún más personas querrán utilizar su producto por haber dicho que les gustaba.

Las malas relaciones públicas se producen cuando algo negativo le ocurre a su marca o negocio y no hay forma de evitar que se extienda por todo el mundo. Las malas relaciones públicas suelen producirse cuando alguien descubre algo malo en su empresa o producto -por ejemplo, uno de sus empleados hizo algo ilegal- y habla de ello públicamente hasta que todo el mundo sabe lo que pasó. O tal vez alguien se intoxicó en uno de sus restaurantes y compartió su experiencia en Internet para que otros clientes sepan que no deben volver a ir allí. En cualquier caso, una vez que esta información se hace viral, es difícil evitar que se extienda por todo el mundo y afecte a sus ventas.

Nathan Walters de BestReviews.co.uk

Una celebración inclusiva y no explotadora de los clientes del cliente es lo que hacen las buenas relaciones públicas, mientras que las malas relaciones públicas se explican por sí solas; simplemente implican hacer exactamente lo contrario de lo que se supone que deben ser las relaciones públicas.

Ejemplos de buenas relaciones públicas

Ejemplo:1
Una empresa que responde rápida y eficazmente a las quejas de los clientes está demostrando buenas relaciones públicas. Esto demuestra que la empresa está interesada en proteger su reputación y está dispuesta a tomar medidas para mejorar su servicio al cliente.

Ejemplo: 2
Una empresa que se comunica de forma proactiva con sus grupos de interés (como accionistas, empleados y medios de comunicación) está demostrando unas buenas relaciones públicas. Esto demuestra que la empresa es abierta y transparente, y que está dispuesta a comprometerse con sus grupos de interés.

Ejemplos de malas relaciones públicas

Ejemplo: 1
Una empresa que está constantemente envuelta en polémicas y pleitos. Esto hará que la empresa quede mal a los ojos del público y le dificultará atraer a nuevos clientes y socios.

Ejemplo: 2
Una empresa conocida por fabricar productos de mala calidad. Esto hará que la empresa quede mal a los ojos del público y le dificultará atraer a nuevos clientes y socios.

Samuel Charmetant, fundador de Artmajeur

Un buen relaciones públicas consiste en impresión duradera en la mente del espectador. A veces, algunas campañas de relaciones públicas son tan impactantes que nunca podemos olvidarlas. Ocurre porque podemos conectar con ellas de algún modo, o porque están relacionadas con nuestros puntos de vista o pensamientos.

Una buena campaña de relaciones públicas puede versar sobre temas conocidos, como la capacitación de la mujer. Puede ser impactante, aunque se utilice muchas veces. La cuestión es cómo presentas tu campaña sobre el tema. Por ejemplo, la campaña de Stabilo Boss para destacar a mujeres de éxito a lo largo de la historia fue un gran éxito. 

Shaun Martin, propietario y director general de Dinero por casas

Buenas relaciones públicas:

Cuando una empresa hace algo por la comunidad, es una buena forma de conseguir buenas relaciones públicas. Por ejemplo, si una empresa dona dinero para financiar investigaciones u otros proyectos que ayuden a la gente, es probable que reciba una prensa positiva. A la gente le gustan las empresas que hacen cosas buenas por el mundo que les rodea.

Malas relaciones públicas:

Cuando una empresa comete un error o tiene un problema con su producto o servicio, va a salir en las noticias. El problema es que las noticias negativas se difunden más rápido que las positivas y pueden ser más perjudiciales que la prensa positiva. Si una empresa tiene malas relaciones públicas por algo que ha hecho mal por su propia voluntad, va a tener problemas para salir de ello hasta que lo compense de alguna manera (por ejemplo, donando dinero).

Erik (Huy) Pham, Director General de HealthCanal.com

Unas buenas relaciones públicas son parte integrante del éxito de cualquier empresa. Contribuyen a crear una imagen y una reputación positivas de la empresa y pueden ayudar a establecer relaciones tanto con los clientes como con otras partes interesadas. Las buenas relaciones públicas también ayudan a dar a conocer los productos o servicios de una empresa, así como sus valores, misión y objetivos. Uno de los ejemplos más notables de buenas relaciones públicas en 2022 fue la respuesta de USA Networks a sus problemas de atención al cliente. Después de que los clientes se quejaran de los largos tiempos de espera, la deficiente asistencia técnica y la lentitud de las respuestas, USA Networks tomó medidas rápidas. Pusieron en marcha un nuevo sistema de atención al cliente que incluía chat en directo y asistencia por correo electrónico las 24 horas del día, junto con resoluciones más rápidas para las consultas de los clientes. Este cambio mejoró la satisfacción del cliente y aumentó la fidelidad a la marca.

Amy Wampler, Directora General de Mecánica espartana

Tesla y SpaceX: SpaceX lanza un Tesla al espacio.
Todo el mundo conoce el deseo de Elon Musk de enviar gente a Marte. Así que fue digno de mención que SpaceX pusiera en órbita su cohete más reciente, el Falcon Heavy. Mi opinión es que el lanzamiento de un Tesla Roadster rojo cereza en órbita mientras sonaba el éxito de 1971 de David Bowie «Life on Mars?» por el Falcon Heavy fue el mayor truco de relaciones públicas automovilístico de la historia. El vehículo pasará ahora millones de años flotando entre la Tierra y Marte, sirviendo de advertencia a las generaciones presentes y futuras para que nunca renuncien a sus sueños. Ambos lanzamientos fueron un éxito, lo que reforzó el prestigio de Falcon Heavy y SpaceX. Dado que Falcon Heavy es actualmente el cohete más potente que existe, es razonable suponer que podrá llevar carga a Marte, poner en órbita satélites pesados y futuras estaciones espaciales, e incluso llevar personas a la Luna. Y si Elon Musk quiere alcanzar sus elevados objetivos, debe conseguir que el público se lo crea.

En resumen

No olvides que el ciclo de noticias es bastante corto. Y la gente pronto centrará su atención en otra cosa. Tu camino hacia el éxito no siempre puede ser fácil. Y de vez en cuando habrá «mala» prensa. Puede distraerle del resultado deseado, pero sea fuerte y paciente, y le llevará a usted y a su empresa al éxito. El buen gusto y los buenos modales pueden crear milagros. 

Подпишитесь на новости PRNEWS.IO

Nastya Zelenovskaya

Marketer de contenidos en PRNEWS.IO

Lo último de Blog